martes, febrero 14, 2006

Por eso no tuve arrestos

.



(5)


la atracción
por lo clandestino
el conocimiento de lo inicuo
el gozo envolvente
el genio henchido de poder

Llevó tiempo
lograr los etiquetados
la perfecta clasificación
el conocimiento acariciado
la mujer en su desnudez

intencionalmente
el pudor cubierto de hojas
de caricias furtivas
el morbo insatisfecho
el lujo luciéndose
en sus bocas llenas de eufemismos
lujuriosamente explotados
explotando el deseo
el estruendo, la risita ahogada

el yunque
sobre el que se partían a golpes de mazo
sus carnes macizas
Caín con su toga de peregrino
de santo idolatrado por los ángeles
que ofrecen una explicación
una exaltación embrutecida
un orden libertario

el errante nudo ciego
sujetando las 72 palabras
al follaje frondoso del árbol
por eso no tuve arrestos
para hablar de desenmascaramientos
revelar la oscuridad del axioma
la dualidad anfibológica
o la infalibilidad cienciológica

pero aquello que le consumía
que se rebelaba en la incertidumbre
escudándose en la dorada corteza del fruto
balanceándose, flotante, alerta
con su apariencia ardiente y belicosa

el aturdimiento de la estupidez
que turbó la esperanza
creímos retener su dulzor
en el lecho oscuro de la inmortalidad
el penoso instante tan temido
irremediable



Alahim Loor 

.

1 comentario:

YoHannah dijo...

Tu poesía tiene una fuerza cautivadora y profunda...
Un abrazo

Hannah

p.s. En Bloguer, mi primer blog, tuve que registrarme cómo YoHannah -al no permitirme HannaH- por que era lo más parecido a Yo soy Hannah (cómo Yo_Claudio) pero mi nick de siempre es Hannah, por lo que te rogaría lo actualizaras en el enlace :) ¡Gracias!